lunes, 21 de noviembre de 2016

10


Pajas tristes
la suma de todos los desprecios
la indiferencia
la mano helada
de la muerte
que reduce
el caldo del deseo
arrinconado e invisible
redundo en pajas tristes
como un buscador de comida
en basurales
tengo toda la soledad
para mí
toda la noche el tiempo.

9 comentarios:

la MaLquEridA dijo...

Pronto amanecerá. La soledad seguirá pero a la luz del sol embellece.


Un saludo

Mirella S. dijo...

Tremendamente triste y desolador.
Te dejo un gran abrazo, Darío.

Fanny Sinrima dijo...

Impactante soledad; aun plasmada en un poema, que siempre suaviza las penas,es tremenda la impresión que me causa.

Un abrazo.

nilda dijo...

tengo un texto escrito sobre las pajas tristes. http://tengomaldeamores.com/algo-sobre-las-pajas-tristes/
(me gusto lo que puso sobre ese sueño, pero no lo respaldé en esa tribuna publica por que soy muy pelotuda)

Carmela dijo...

Cuanto tiempo sin leerte, cuanto me alegro de hacerlo de nuevo Darío.
Me encantó.
Un beso.

Sandra Liebaert dijo...

cásate conmigo! jaja

Darío dijo...

Y por qué no Sandra? Dicen que la tercera es la vencida. Aunque en este caso, yo ya estoy vencido...

José A. García dijo...

Ojala la noche fuera eterna... Pero no la tristeza.

Saludos,

J.

Amapola Azzul dijo...

Uf! Què poema más triste.