lunes, 14 de enero de 2013

Poemar las horas


No se puede leer
sin escalofrío
o tembloroso párpado,
no se puede respirar
por esquirlada traquea,
ni evitar la taquicardia
aceleración del pulso
y fiebre vertebral,
no resiste el ojo seco
no se libra la piel
de conmoción,
y al fin desmayo,
no se puede leer
sin volver a leer
y padecer, y partirse,
de romperse y de irse,
o partirse,
de querer ser ahí,
flujo divino.

60 comentarios:

Eastriver dijo...

Romperse e irse son a veces la misma cosa...

Para mí, lo mejor los dos versos finales.

Vera Eikon dijo...

Sin duda, la única manera....(suscribo lo que dice Eastriver sobre los dos últimos versos) Besos...

algamarina dijo...

Siempre su poesía que pega fuerte y estremece! Un placer!

Saludos azules desde mis mareas...

LA ZARZAMORA dijo...

Entonces por qué irse... (?)

Sólo los cobardes tiemblan en sus propias pesadillas que "taquicardiamente" alimentan y les colman de roturas los sueños descosidos...

Caroline Blacksmith Bay dijo...

Y si puedes es que estás muerto, lo vivo no puede.
Un beso gran poema

◊ dissortat ◊ dijo...

¡Ah, padecer y partirse, querido Darío!

Marite Alarcón dijo...

Me dolió leerlo!
Profundo!

Un beso!

MAGAH dijo...

No se puede leer sin que cada vez suene distinto!

mariajesusparadela dijo...

Exactamente ahí.

aris dijo...

La ida siempre va tras la rotura .. Solo queda recomponer como se puede ..
Y Seguir intentando avanzar ..

Un abrazo muy fuerte

Verso a beso dijo...

Inquietante paso del destiempo, costoso fluir...

Abzo

Leo Mercado dijo...

releer, releerse: reconstruirse

Gala dijo...

No se puede ser lo que no se es.
Ni pretenderse, ni esconderse de uno mismo.

Besos mediterráneos.

HUMO dijo...

Asi de frágil y hostil.

Besos!!!

Isabel Martínez Barquero dijo...

El afán de eternidad es una de las pasiones que nos da la lectura. Pero tú lo has dicho mejor en estos versos.

Lichazul dijo...

Precioso!
hay lecturas que nos absorben y nos maltratan, pero qué sensación nos dejan!
siempre vale la pena revolver en ellas

abrazos y buena semana DARÍO

Lucía dijo...

Pues sí, porque de lo contrario, mejor no leer nada...

Abrazo

Capitán Placenta dijo...

Los versos últimos... Redondo, Darío.
De elementales certeros has creado una atmósfera. (Enciéndome un cigarrillo).
Besos

María Sotomayor dijo...

De querer ser ahí
y seguro ser ahí.

Beso Darío,

M.

David Mariné dijo...

despacito,
muy despacito,
mi
querido
Flor de Pelotudo.
inmenso abrazo.

SILDELSUR dijo...

No se puede vivir sin pasión!
Besos!

marichuy dijo...

no se puede leer
sin volver a leer
y padecer, y partirse,

Qué hermoso y cierto.

Al menos con ciertas lecturas, libros, sólo así se piede,

Un abrazo

PS hace tiempo en tumblr vi un fragmento donde Franz Kafka decía cuáles era los libros que, según él, debíamos leer. Me daban ganas de copypasrtearlo para mi blog, pero como Estaba en inglés se me hizo un poco esnob postearalo así. Y resulta que recién lo encontré en español. Le dejo un fragmento... del fragmento


“(...) Lo que necesitamos son libros que nos golpeen como una desgracia dolorosa, como la muerte de alguien a quien queríamos más que a nosotros mismos, libros que nos hagan sentirnos desterrados a los bosques más remotos, lejos de toda presencia humana, algo semejante al suicidio. Un libro debe ser el hacha que rompa el mar helado dentro de nosotros. Eso es lo que creo”.”

Horacio Beascochea dijo...

Es cierto, no se puede leer de otra forma y si lo hacemos, estamos perdiendo el tiempo.

Abrazo grande

S. dijo...

Sí Darío, es así, y más. Ahí. Y aquí.

Un abrazo.

ohma dijo...

Bendita sensibilidad que nos da tanto y tanto...
Un fuerte abrazo.

EvaBSanZ dijo...

No, no se puede leer solo una vez.

Un beso

Amapola Azzul dijo...

Precioso¡¡¡, cada día te superas más.

Un abrazo.

Amapola Azzul dijo...

Y si no resiste el ojo seco es porque de lágrimas de llena, supongo.

Besos.

Amapola Azzul dijo...

No se puede leer sin volver a leer..., precioso¡¡

Me voy.

Gran delicadeza de tus letras hoy.

Bellos deseos finales.

Bueno, luego comentaré otra vez.

Acuarela dijo...

Y al romperse, se nace de nuevo.

Verónica C. dijo...

Curioso poema, Darío.
Me gusta, buena idea.
Has usado palabras rompedoras.

Besos

Ricardo Gonzalez dijo...

Leer algo bueno es como el sexo con una buena amante, te tiembla hasta la vértebra...saludos.

Marga dijo...

Pues sí, no se puede. Pero no siempre nos parten. Hay momentos, y lecturas, que poeman menos.

Ya ves, la tuya hoy no. Hoy salgo poemada de aquí, vaya!

Maripaz dijo...

Inmenso ese deseo de alcanzar ese flujo divino.

Alma de Adra dijo...

Vaya si es verdad que no se puede leer sin volver a leer, es la tercera vez que vengo...

Beso

Cecy dijo...

¡a mi me encanta!
Leer y que me desarme.

Besos joven.

Luján Fraix dijo...

Tu poesía es siempre intensa, profunda...
Un beso Dario.

Amapola Azzul dijo...

Preciosa forma de poemar las horas,diciendo todo lo que no se puede hacer y a la vez todo los que no se puede evitar hacer en caso de que se hiciera.

Bello juego de palabras para poemar las horas.

Divinamente escrito.

besos.

(* dijo...

Pues no, no se puedo. Y pienso: menos mal...
Un beso, Darío.

mientrasleo dijo...

Al final siempre hay que irse.
Besos

Vivo con Hades a tiempo parcial dijo...

Cada vuelta un ciclo, Darío. Si vieras la casualidad del acierto agudo de cada verso en el trasiego de mi pasado viernas... Exhausta volví al refugio del Oráculo.

Esilleviana dijo...

Leer y releer para embellecer lo que vemos, sentimos, escuchamos y en general percibimos. Tú consigues que es flujo divino ascienda por la marea de los versos.

Un abrazo :)

Lapislazuli dijo...

Es mucho mas curioso que otros. Debilidad en la lectura
Abrazo

Jo dijo...

La genialidad sin locura es posible pero no problable.,,,que bueno encontrar que sin atisbos de genialidad uno pueda volverse insanamente loco...


voy a tomarme el pulso



...

Mirella S. dijo...

No se puede leer sin que algo se nos modifique, si quedamos como antes elegimos mal y fue un tiempo vacío.
Abrazo

J K dijo...

lo realmente importante se lee con los ojos cerrados...


;)


Abrazo de ojos cerrados.

La abuela frescotona dijo...

tu poema,para mi, son sensaciones que muchos llevamos a cuesta y muchas veces son la sal de nuestra vida...
saludos Darío

Sergio DS dijo...

Hoy no tengo mi mejor día para leer esto, me gustó mucho si bien mi ánimo no acompaña.

Lucrecia Borgia dijo...

Si no puedes leer con placer, no puedes volver a leer sin padecer...

TORO SALVAJE dijo...

Leer con criterio y con emoción.

Saludos.

diego dijo...

Pues sí, Darío, "no se puede leer sin volver a leer" tu poesía si se le quiere sacar todo su jugo. Y aun así, uno piensa que algo se le quedó por ahí perdido...

Noa dijo...

Qué débiles podemos llegar a ser al leer unas líneas, eh.

Un saludito.

Amapola Azzul dijo...

Apoteósico el deseo final de las dos últimas frases.

Saludos.


Impresiona, lo típico, no se puede dejar de leer.

Besos, un abrazo.

Magníficas y bellas letras

Amapola Azzul dijo...

Total, pienso un poco como Diego.

Algo se me escapa a su lectura , no se..., ya volveré a "leer".

hermosas palabras...

J.Gomis López dijo...

Preciosos estos versos...
Es un placer encontrar estos rincones de poesía. gran blog. Me seguiré pasando.

BEATRIZ dijo...

Hay cosas que no se pueden leer sin volver a leerse, lo dices bien Darío.

Saludos :)

Eleanor Smith dijo...

como dice el tatuaje de Lila: "la vida es poesía" algo así no?

un beso. o dos.

Libélula dijo...

No, de verdad que no... ay!

Esto es tan... tan...

no puedo decir qué

Jon Igual dijo...

Muy bueno Darío, original y con mucha pasión.
Un abrazo.

Amapola Azzul dijo...

Esas manos se volverán pequeñas, y los demás que quieres , pues no lo sé, como se volverá, es una apura incógnita.

Saludos.

Ya leeré mejor.