domingo, 8 de agosto de 2010

Esta piel


Desperté desnudo y rodeado de serpientes. Las serpientes están desde el origen y preceden a los hombres. Pero me sentí inmune a su veneno atroz. Sus mordidas, ciertamente, parecían caricias.
De manera que no pude más que presumir que yo era otra serpiente en ese nido cálido; inundada la atmósfera de gritos, de gemidos; todos desnudos, todos enroscados, todos rozándonos con un frenesí que le sacaba chispas a nuestras escamas. Una especie de comunidad utópica pero histérica, ideal pero egísta. Porque la clave está en la búsqueda del calor de cada uno, no del conjunto.
Mi vida, transcurre en nidos de serpientes. No puedo cambiar ese impulso salvaje que me empuja a rodearme de tan despreciados seres. Las serpientes tienen un lenguaje peculiar que he ido aprendiendo con el tiempo. O quién sabe, quizá fui yo, el que impuso ese lenguaje. Hay cosas que se olvidan, o se omiten sin escrúpulos.
Por cierto, las serpientes no tienen escrúpulos, y están el santo dia con la garganta a punto de reventar. No sólo por las ratas que se tragan, o los sapos, sino también porque el lenguaje que usan es un vicio y se les llenan de llagas las paredes membranosas. No pueden dejar de murmurar, las serpientes, de complotar.
Con el tiempo he aprendido a tragarme sapos, las ratas son medio repugnantes. Pero aún no me acostumbro, como sí lo hacen mis hermanas, a hablar todo el tiempo ese idioma lleno de procacidades, y con esa voz tan gutural que usan las serpientes.
Pero soy una serpiente más, nadie debiera dudar de eso. Los que se asoman al nido han de tener sumo cuidado, ya que no cualquiera puede soportar el veneno de las serpientes. El mío, claro. 

35 comentarios:

Paluchax dijo...

Curiyú: no sé si fuiste quien impuso ese lenguaje pos este es una cadena, una cadena con eslabones formados por serpientes..lo único que diría es que no te acostumbres y te mires siempre al espejo con la boca abierta...todo es reversible mientras no se te haya puesto la lengua bífida. Besuchos, sin veneno, claro.

marichuy dijo...

No quiero decepcionarlo, pero ha de saber que usted no es el único que convive con serpientes. Yo lo hago a diario. Tal vez en lo único que vos nos aventaje... es en que las suyas van por la vida sin máscaras.

Saludos o besos (no sé si a las serpientes les gusten los besos).

Len0re dijo...

Espero que exceptuando la piel, suave y escamosa, no hayas heredado su lengua bífida y pérfida digna de las serpientes de baja estopa. Cuando menos se una anaconda de abrazos mortales o una coral de hermoso colores.

Besos Curiyú

Eastriver dijo...

Da igual, yo me apunto. Un poco de veneno nos mantiene despiertos, en esta epoca de sopores tan insoportables.

emmagunst dijo...

soy rata de alcantarilla (en mi horóscopo chino) pero me banco muy bien las serpientes, con todos sus venenos, sus enojos, sus miedos, sus antipatías...la verdad es que no le encuentro ninguna gracia a la serpiente, pero no hay problema...al fin y al cabo, desde los orígenes de la humanidad, las que mas hemos resistido somos las ratas...un abrazo!

Alelí dijo...

sme gusta la idea de tomar conciencia del lugar dónde estoy y abrir los ojos y las escamas atragantarme con un sapo y seguir intentando!

Anónimo dijo...

Y cómo hago para no llamarte Pulgarcito? jijiji... se me quedó grabado.
Están con lo del Chino? Yo soy Dragón. O sea que ando cerca. Una serpiente con patas! y encima inexistente.
Creo que me voy a hallar muy cómoda aquí.
Besos cucurucho

NINA.
(no me toma el nombre)

Isabel Martínez dijo...

Darío, diste fin a Pulgarcito por lo que he leído. Tú mismo, que los personajes son tuyos y las facetas que en cada momento nos prescriben las ganas han de ser respetadas.
Aunque no me gustan las serpientes, he de reconocer que, como ellas y como tú, también me trago sapos y ratas. ¡Puag!
Besazos despistados (volveré en cuanto pueda).

◊ dissortat ◊ dijo...

El simbolismo de la serpiente es muy diverso. Yo, que algo sé de él -no en vano me representa una serpiente y no en el horoscopo chino precisamente- he escogido el que creo más acertado para esta ocasión

"Cuando está en su aspecto masculino es la serpiente del falo, el “esposo de todas las mujeres” y acompaña siembre a diversas Diosas, pero también simboliza la sabiduría que es femenina, puesto que vive bajo la tierra, está en contacto con los poderes femeninos de las aguas y con el mundo subterráneo, también puede treparse al árbol en dirección al cielo, puede estar en contacto con los tres elementos (tierra, agua, aire) convirtiéndose así en un símbolo de la comunión entre ellos."

Un abrazo y espero que aumentes este nido de serpientes con una más cada vez que escribas desde él.

Rob K dijo...

... pero si la serpiente tiene apariencia de Uma o de Catherine joven, gustoso me someto a su mordedura...

Blue dijo...

Esta es la única serpiente que no se me queda atragantada...

Saludos.

...¿Seguirás soñando, P.?

Mamen dijo...

Te devuelvo la visita y conozco así tu nuevo hogar, aunque ya no seas el mismo personaje, me temo que seguirás gustándome, algo hay en ti que no cambia. Las serpientes me parecen bellas, poderosas y nunca renuncían.
Un beso.

Respirando entre palabras. dijo...

Vengo con suero antiofídico...aquí me quedo.
Besos

Un joven memorioso dijo...

No olvides que las serpientes tragan sapos y ratas porque pueden..tienen un poder de deglución feroz..te imaginas una persona con esa posibilidad?estrago-
Saludos

MAGE dijo...

Yo me animo y tolero. Me banco el veneno, porque me encanta el sabor del peligro, por eso desde allá me vine hasta acá.
Besos de una mamba africana.

1600 Producciones dijo...

Nosotros presentes y desgustando esta nueva pintura-despertar que se parece mucho a lo que nos rodea (también prefierimos a los sapos a las ratas, estas generan mucha rabia...)

Saludamos con la esperanza que fluyan sus mejores venenos

Maripaz Brugos dijo...

A pesar del cambio de casa y dar muerte a tu personaje, sigues siendo fiel a ti mismo...por eso quiero acompañarte en tu nueva aventura.
Me gusta tu nido!!

Pablo Libre dijo...

¿Es este el blog definitivo amigo?
Avise, así cambio los links en unapalida. Igual, ya me puse de seguidos.
PD: Me gusta la columna derecha, muy pajarochinesca!

hécuba dijo...

Las serpientes tienen algo que me atraen; Klimt, también. Serpientes de agua, buena elección. Un beso.

alvaro Locx dijo...

Me encantan las serpientes son mis animales favoritos, me gusta como reptan, como se deslizan.

Makeda dijo...

Leer e imaginarme esa escena,debo confesarlo me da pavor,tuve experiencias cercanas con estos animalitos y sinceramente...tengo un trauma de esos qué no se borran,me causo un escalofrío pensar qué puedo estar enmedio de ese nido,pero vos eres impresionante,el lenguaje es como todo lo demás,influenciable,sé qué leer este nuevo monstruo me causará ciertos conflictos de sensaciones,pero ya lo dije,lo enfrentaré,por leerte vale bien la pena. Un beso Curiyú

La abuela frescotona dijo...

extraordinario, este escrito tiene algo de atroz, pero tan inherente a la humanidad, metáfora del comportamiento humano en su ruindad, una descripción aterradora del hombre, y su comportamiento gregario.
estimado Cariyú, dejo mi abrazo para ti.

amar es una pesadilla dijo...

terrible,imagenes casi infernales, me gustas más erótico,no tan contundente.

HUMO dijo...

Es tarde para arrepentirse y creo tener el antídoto para inmunizarme.

Buena terapia esta de cambiar de rumbo o casa, pero me suena mas a capricho que a un verdadero cambio, digo, porque nos sigues invitando a pasar, o es solo tu ego .
De todas maneras te sigo en tus locuras porque de verdad y mas allá de tus cambios me gusta mucho como escribes.


=) HUMO

Anusky66 dijo...

Creo que va a ser muy interesante visitar este nido !!
espero no olvidar el antídoto en ninguna visita.
Hasta pronto Cariyú!!

Blue dijo...

Dile a P. que ...Gracias!!!

Alelí dijo...

jajajaj
soy "la locura"??? es la primera vez que alguien me dice que le evoco tal cosa con tanto cariño y conocimiento de causa y la primera vez, obviamente que ME ENCANTA!
gracias!

PD: la música podría ser opcional?

Mes. dijo...

estoy triste... =(
Pulgar no me recuerda... y éste nido no es para mí... me retiro agobiada por la ignorancia... =/

PÁJARO DE CHINA dijo...

la fascinación irresistible de los serpentarios ... la serpiente en femenino, con su piel resbaladiza, su mordida letal, su cuerpo que insiste en la curva, su terrible silencio. las serpientes que guardan veneno que cura, las que escupen veneno que mata.

¿qué serpiente podré ser, me dejarán ser, elegiré ser dentro del nido? (no hay un afuera, no podemos salirnos de nuestras cabezas triangulares).

esta casa es un descenso, interior. hacia abajo y hacia adentro, no hay otra forma de limpiarse los ojos.

larga vida al snakepit furibundo.

PERSÉFONE dijo...

ya sabemos dónde asilar nuestra mantis religiosa, cuando las víboras fariseas avancen sobre Babilonia.

Cynthia dijo...

Día, y noche transcurre, y la toxina fluye, rápida y segura, rió arriba por la vena. Llega con la facilidad del torrente a la cabeza, e invaden los pliegues curtidos. Ahí empieza su efecto "lógico" y desmesurado, para hacerse reconocer en determinación. Pero no es hasta que se hace paso en dosis de goteo al corazón, cuando se siente el dolor, real.

O puede ser como el piquete de una aguja perdida, que impensadamente cause un efecto dominó irreparable que termina por aniquilar todo a su paso, e irónicamente hasta su propio pulsar. Y pensar que no fue esa la intención, pero ¿qué valen los lamentos?, si ya no queda más vida por arrasar.

La inmunidad es relativa, será adquirida. Precisamente porque siempre habrá una cantidad del tóxico que afecte de maneras inesperadas las células sensibles. Es de rogar porque la inoculación no ahogue, no corrompa, no castigue, no malintencione, no dañe permanentemente las fibras del puño bombeador.

Besos,

Cyn_thi
pd: muy lindos tus agradecimientos. Ahora, gracias a ti, por arrullarnos en clara sinceridad.

Mercedes Thepinkant dijo...

Aquí vengo, a pedir cuentas por la desaparición de Pulgarcito.

A reclamar mi herencia porque me siento viuda.

A conquistar al nuevo personaje porque hay que seguir adelante sin mirar atrás.

Furioso o venenoso, me da lo mismo, a mi me gustan de todos modos.

Besos

La hormiga rosa viuda.

(si hubiese sido una araña negra no te habría hecho falta matar a Pulgui, me lo habría comido yo)

Curiyú dijo...

Gracias a todos por venir, pero las gracias que les doy están incendiadas, son gracias como piedras al rojo vivo. Cuánto puede durar un duelo con semejante cariño?
En los funerales que me tocó vivir, siempre quise tener a la gente que realmente percibía lo que podría estar pasando por "adentro mío". Nunca fue el caso, ya que venían muchos hipócritas, aquellos que se de los que uno dijo "raza de víboras".
Gracias por venir. El tenor de los comentarios no es menor a la calidez de las caricias. Y de la calidad, no puedo hablar, porque han enriquecido este blog, han acunado la serpiente con tantos conocimientos como si se tratase de sus "propios hijos".
Dos parrafitos ineludibles:

Pablo: diste en la tecla. Es la angustia de las influencias. La influencia China no puedo evitarla. Me lo dijeron desde que nació Pulgarcito. Yo creo que es una herencia inmememorial.

Mes: si hubieses sido mi seguidora no te hubiese omitido, porque al final, tuve que recurrir al "archivo fáctico" para no olvidarme de algunos. Y así y todo, sé que me olvidé. Pero mejor no cambiarlo, dejarlo así. Vos sabés muy bien que estás adentro y muy adentro. Sos mi amiga del alma y mi "hermana", y la omisión es una mera falla, o un síntoma que delata el paso de los años. Ya no me acuerdo de la que alguna vez me acordé.

Y a los demás, una abrazo inexplicable.

Curiyú dijo...

Alelí: te referís a la música del blog? Si no la querés escuchar estás en tu derecho, y abajo está el reproductor, le das Pausa y te quedás en silencio...pero después no digas que tenés miedo!

miss desastres dijo...

me voy a asomar a tu nido de serpientes porque, como bien dices tú mismo, la clave está en la búsqueda del calor de cada uno, no del conjunto.
y supongo que tanto antídoto me envenena. veneno real, eso busco.

interesantes y venenosas letras